berga_destacada
19 dic 2014 0 comentarios Redacció

Lluquet y Rovelló contra Satanás

A estas alturas del año, seguro que ya has visto ‘Els Pastorets’ en algún sitio. ¿Quién no ha hecho de Lluquet, de Rovelló o incluso de Satanás alguna vez en la escuela? Seguro que tus hijos llevan las últimas semanas preparandose para darlo todo en la representación de Navidad. Si quieres que ahora sean ellos los espectadores, en Berga se hace una de las representaciones de ‘Els Pastorets’ más conocidas (25 y 26 de diciembre – 1,4,y 11 de enero). Hay quién dice que la Navidad no és auténtica si no se va a ver ‘Els Pastorets”, y en Cataluña hay algunos que hace más de cien años que se representan, como los de Berga o los de la Ametlla de Merola (28 de diciembre – 4,11,18 y 25 enero). 


Una de las escenas de la representación de ‘Els Pastorets’ de Berga.

Pesebres vivientes: el trabajo de todo un pueblo

La otra representación popular de estas fiestas son los pesebres vivientes. Todo un pueblo trabajando para convertir sus calles en el mejor retrato del nacimiento de Jesús. Algún niño Jesús o Virgen María han salido corriendo de la comida de Navidad o de Sant Esteve para ponerse en el papel. Si nunca has visto un pesebre viviente, te recomendamos que visites La Pobla de Lillet (25 i 28 de diciembre). Sus habitantes se visten para la ocasión y representan diferentes cuadros bíblicos ambientados en el pueblo.

En Perelada, Alt Empordà, también  han preparado el pesebre viviente de los oficios antiguos (21, 25, 26 y 28 de diciembre – 1 y 4 de enero). Los jardines del castillo se convierten durante unos días en un auténtico museo de los oficios tradicionales. Y para los amantes de los pesebres vivientes con historia, en Corbera de Llobregat (diciembre y enero) encontrarás el primero que se organizó en Cataluña. Más de 200 personas escenifican el nacimiento de Jesús repartidos por la Peña del Corb, un paraje natural que li da encanto a la representación. En Joanetes, La Vall d’en Bas (del 25 al 28 de diciembre), la gente del pueblo también se implica en la creación de un pesebre viviente, creando un ambiente muy navideño.

El pesebre viviente de los oficios antiguos de Perelada.

Fiestas Fia-Faia

Desde hace siglos, el dia 24 de diciembre se celebra en Bagà la fiesta Fia-Faia. Se trata de un culto al fuego declarado Fiesta Patrimonial de Interés Nacional. Al anochecer, un grupo de ‘fallaires’ sube por la montaña y enciende una hoguera, y cuando empieza a oscurecer, el fuego se transporta con las ‘falles’ hasta el pueblo. Las calles y las plazas se llenan de antorchas. En San Julià de Cerdanyola, en el Berguedà, la noche de Navidad es la noche de la fiesta Fia-Faia, pero también de la fiesta de ordenar las cosas. Los habitantes del pueblo se pasean por las calles ordenando todo aquello que se encuentra fuera de las casas.

¿Te animas?

Publicar un comentario

* Campos obligatorios.
Los comentarios de este BLOG están moderados por su autor.